La Tierra grita, nuestro cole escucha

Esta semana se celebra en Madrid la Cumbre Mundial del Clima, en la que decenas de jefes del Estado y de Gobierno, empresarios y científicos se reúnen para alcanzar los necesarios acuerdos y compromisos para combatir entre las diferentes naciones los efectos y estragos del cambio climático.

El cambio climático supone una importante amenaza medioambiental, y sus consecuencias pueden ser devastadoras si no actuamos con urgencia.

El sector energético, con su dependencia de combustibles fósiles y las emisiones de gases de efecto invernadero, es uno de los mayores contribuidores del calentamiento global. Esta es una realidad que se muestra ya inevitable pero que, según los expertos, todavía estamos a tiempo de cambiar para minimizar el impacto y la severidad de sus consecuencias a todos los niveles.

La concienciación de la ciudadanía y su participación a través de sencillos gestos a pequeña y gran escala puede contribuir a cuidar nuestro planeta como se merece, porque como dice Greenpeace: “donde una persona no llega, un colectivo sí”.

En nuestro cole queremos trabajar unidos, fomentar la implicación de los alumnos en la mitigación del impacto de esta amenaza y promover toda clase de pequeños gestos que ayuden a frenar el cambio climático. Para ello es importante la labor de concienciación y conocimiento de las consecuencias desastrosas que puede traer un mal uso de nuestros recursos (peligro de la supervivencia de la flora y la fauna en la Tierra, fenómenos meteorológicos violentos, destrucción de medios subsistencia…), al mismo tiempo que fomentamos el amor por todo lo que nos brinda la Madre Naturaleza y el respeto que merece toda esa grandeza. Tenemos que cuidar a nuestra querida Madre Tierra.

Por ello hemos puesto en marcha un proyecto muy especial en la etapa de Primaria, con el nombre:

LA TIERRA GRITA, NUESTRO COLE ESCUCHA.

Este programa que se desarrolla a lo largo de todo el curso con diferentes actividades, y busca la movilización y cooperación de toda la comunidad educativa: familias, alumnos y profesorado. Fomenta importantes valores como el respeto y el trabajo en equipo, así como la concienciación de nuestra responsabilidad en el cuidado del planeta a través de pequeñas acciones diarias.

Hasta ahora hemos puesto en práctica las siguientes actividades, de las muchas que engloba el proyecto:

  • Un viernes al mes, los alumnos acuden a clase con una camiseta verde, para visibilizar el problema y solidarizarnos con la causa, promoviendo nuestro compromiso e implicación en todo lo que esté en nuestra mano para mejorar la situación.
  • Cada clase ha escogido un animal en extinción que debe cuidar, de esta manera nos hacemos conscientes de la repercusión que tiene en la fauna el mal uso de los recursos, los problemas que acarrea, y cómo podemos intervenir para mitigar y frenar la evolución de este proceso.
  • Una buena manera de trabajar estos valores en familia es mediante el visionado de diferentes películas cuyo tema principal es el cuidado del medio ambiente. Por ello, hemos recomendado varias cintas para poder pasar un gran rato juntos y reflexionar después sobre el asunto.
  • En nuestro cole nos encanta fomentar y cuidar la convivencia entre nuestros alumnos, por eso los alumnos mayores tienen apadrinado un niño de los cursos más pequeños, con el que han trabajado esta importante temática a través de la elaboración de murales decorativos en los que se expresa esta necesidad. Además, los mayores han enseñado a los peques cómo se debe reciclar, y qué medidas pueden ser interesantes incorporar en nuestro día a día: traer botellas de agua de metal reutilizables, apagar las luces cuando no son necesarias, no usar más agua de la debida… ¡Buen trabajo, chicos!
  • Hemos aprovechado el momento del recreo para promover la campaña “Residuos Cero”, de manera que los niños traen sus meriendas y desayunos en fiambreras evitando otro tipo de residuos y desechables como el papel albal, y ampliando los días que traemos frutas. Además, pasamos una gran jornada en el patio cantando juntos mayores y pequeños la canción “Sing for the climate” , y mostrando nuestras pancartas.

En definitiva, lo estamos pasando en grande mientras cuidamos todos juntos del planeta.