Buscando la motivación. Proyecto Retotech.

Durante el pasado curso 2019-2020 los alumnos del colegio Madre de Dios presentaron su candidatura para participar en Retotech, un concurso de la Fundación Endesa para fomentar la robótica y la programación en las aulas. Fueron  seleccionados, pero una terrible pandemia les encierra durante meses en sus casas y anulan el concurso.

En este curso, los alumnos vuelven a invadir las clases, pero se encuentran con una nueva realidad ya que no pueden trabajar en equipo, no pueden juntarse, han de estar con mascarillas durante toda la jornada escolar y respetar todas las medidas de seguridad.

Comienza la desmotivación, les invade el aburrimiento hasta que un buen día en la clase de matemáticas aparece un holograma de Albert Einstein y les dice que por qué no hacen nada para cambiar esas sensaciones,  si no fuera por su inquietud, él nunca hubiese descubierto otra teoría de la gravedad.

Los niños se asombraron mucho, ya que ellos tenían entendido que era Newton el que había descubierto la gravedad. Se pusieron a investigar y entonces descubrieron que Einstein hablaba de una gravedad basada en la geometría y Newton lo hacía basándose en una fuerza. Entendieron que habían sido ellos mismos los que habían llegado a esa conclusión, comprendieron que son ellos los que han de experimentar para aprender y llegar a entender los conceptos más importantes de su etapa.

En esto es en lo que se basa uno de los principios metodológicos del colegio Madre de Dios. Los alumnos son partícipes de su propio aprendizaje y por eso decidieron volver a presentarse a Retotech.

Gracias a Einstein se han puesto a trabajar en nuevos proyectos y han creado uno muy ambicioso. Se trata de una zona recreativa en la que los niños pueden ir a repasar y aprender contenidos jugando.

Dicha zona llamada RECREEDUCA en la que los alumnos de sexto han ido creando juegos educativos para que todos puedan repasar y aprender jugando las asignaturas de su etapa.

Estos juegos han sido creados con mucha delicadeza, entusiasmo, esfuerzo y trabajo. Han utilizado los Zumkit junior, kits de robótica regalados por la Fundación Endesa, para la realización de la parte tecnológica del proyecto y han aprendido, mediante la realización de los mismos, a programar y crear.